Un espolón calcáneo ¿Qué es?

Hace poco publicamos un post sobre el tema «Espolón Calcáneo« pero queremos profundizar un poco más en el tema y por eso te traemos este artículo, en el cual nos extendemos un poco más en lo que se basa esta patología.

¿De qué se trata?

Un espolón calcáneo ocurre cuando se forma un crecimiento óseo en el hueso del talón. Los espolones calcáneos pueden ubicarse en la parte posterior del talón (espolón calcáneo dorsal) o debajo de la suela (espolón calcáneo plantar). Los espolones dorsales a menudo se asocian con la tendinopatía de Aquiles, mientras que los espolones debajo de la planta del pie se asocian con la fascitis plantar.

Causas de los espolones calcáneos

Los espolones calcáneos ocurren cuando se acumulan depósitos de calcio en la parte inferior del hueso del talón, un proceso que generalmente ocurre durante un período de muchos meses. Los espolones del talón a menudo son causados por tensiones en los músculos y ligamentos del pie, estiramiento de la fascia plantar y desgarro repetido de la membrana que cubre el hueso del talón. Los espolones en el talón son especialmente comunes entre los atletas cuyas actividades incluyen grandes cantidades de carreras y saltos.

Los factores de riesgo para los espolones del talón incluyen:

– Anomalías en la marcha al caminar, que imponen una tensión excesiva en el hueso del talón, los ligamentos y los nervios cerca del talón

– Correr o trotar, especialmente en superficies duras

– Zapatos mal ajustados o muy usados, especialmente aquellos que no tienen el soporte adecuado para el arco

– Sobrepeso y obesidad

Síntomas de los espolones calcáneos

Los espolones del talón a menudo no causan síntomas. Pero los espolones del talón pueden estar asociados con dolor intermitente o crónico, especialmente al caminar, trotar o correr, si se desarrolla inflamación en el punto de formación del espolón. En general, la causa del dolor no es el espolón del talón en sí, sino la lesión de los tejidos blandos asociada con él.

Muchas personas describen el dolor de los espolones en el talón y la fascitis plantar como un cuchillo o un alfiler que se clava en la parte inferior de los pies cuando se levantan por la mañana, un dolor que luego se convierte en un dolor sordo. A menudo se quejan de que el dolor agudo regresa después de ponerse de pie después de estar sentado durante un período prolongado de tiempo.

Cirugía de espolones calcáneos

Más del 90% de las personas mejoran con tratamientos no quirúrgicos. Si el tratamiento conservador no logra tratar los síntomas del espolón calcáneo después de un período de 9 a 12 meses, puede ser necesaria una cirugía para aliviar el dolor y restaurar la movilidad. Las técnicas quirúrgicas incluyen:

– Liberación de la fascia plantar

– Eliminación de un espolón

Compartir:
Ir arriba